Saltar al contenido
La Psicología y sus beneficios

Misofobia, el miedo a los germenes

verminofobia

Con la aparición de ciertas enfermedades hemos visto cómo se han impuesto medidas de protección y aislamiento, lo cual ayuda a proteger la salud de las personas o parte de la población más frágil. Aun así, existe el riesgo de que mucha gente adquiera un trastorno poco frecuente llamado misofobia, rupofobia o bacteriofobia.

La misofobia puede llegar a desarrollar un fuerte trastorno de aislamiento social, incluso de cara a los miembros de una misma familia que reside en el hogar del afectado.

¿Que es la misofobia?

La misofobia es un trastorno y miedo patológico al contacto con las bacterias, lo que incluye objetos sucios, personas con alguna enfermedad o síntoma, zonas sucias y espacios abiertos.

La primera vez que se hablo del trastorno psicológico de la misofibia fue por parte del médico William Hammond. Actualmente se a catalogado la misofobia o bacilofobia como una enfermedad de trastorno obsesivo compulsivo (TOC) y que requiere de distintos tratamientos según el caso.

Síntomas de la misofobia

Debemos catalogar inicialmente los sintomas de la misofobia en una persona o misofobico en dos categorías según los efectos psicológicos:

Síntomas leves o comunes

  • Obsesión y mania por la limpieza
  • Obsesión por el orden
  • Lavarse o desinfectarse las manos constantemente
  • Miedo al contacto físico (con personas o objetos)
  • Aislamiento social moderado (cuando hay más patógenos)

Síntomas graves

  • Aislamiento social total
  • Náuseas
  • Escalofríos
  • Sofocos
  • Miedo a morir por infección
  • Tensión o estrés al contacto
  • Falta de aire al respirar
  • Opresión en el pecho
  • Mareos
  • No dormir o descansar

¿Que causa la aparición del trastorno de la misofobia?

La posible aparición de la misofobia puede darse por diferentes orígenes, incluyendo los psicológicos. Algunos son los siguientes:

  • Experiencia traumática
  • Costumbre hereditaria (posiblemente originada por los padres)
  • Educación exigente (enseñanza inculcada forzosamente)

Es posible que en ocasiones la persona se deje coaccionar por el medio (su alrededor) y por traumas que haya vivido, lo cual puede crear en el individuo una fobia que muchas veces no precisa y solo provoca su malestar y total aislamiento, llegando a incluso pensar que puede morir.

Tratamiento del trastorno

La mejor forma es mediante las terapias cognitivo conductuales de la psicología, por la cual un terapista o psicologo es capaz de dar al paciente las soluciones que precisa según su nivel de trauma. En ciertos casos se puede hacer también una terapia de choque llamada terapia de prevención y exposición, la cual busca que el paciente afronte directamente su miedo bajo entornos totalmente seguros y supervisión de profesionales.

Otras formas de enfrentar el trastorno es mediante hipnosis y meditación que ayudan en gran parte a desbloquear psicológicamente al afectado, aunque en los casos mas graves pueden ser precisos medicamentos relajantes o terapias de control del estrés.

Una forma de combatir radicalmente la bacteriofobia o misofobia es mediante la terapia hortícola, la cual es una forma de combatir eficazmente dichos trastornos al no tener el mas mínimo riesgo bacteriológica para los humanos.

Artículos relacionados:

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar